El Proceso de Bolonia: ¿Colonialismo de Políticas?

  • Braulio Carimán

Resumen

En el año 2011, el Proceso de Bolonia involucra a cuarenta y siete países de Europa y Asia y se ha consolidado e irradiado como un modelo de armonización de arquitecturas educativas superiores en el mundo. Chile no ha estado ajeno a este Proceso. En el año 2003 el Consejo de Rectores de las Universidades Chilenas (CRUCH) decidió impulsar la incorporación del Sistema de Créditos Transferibles, basándose en la experiencia europea, por lo que durante los últimos años las universidades del CRUCH han realizado acciones de difusión, formación y experimentación que, en todo caso, no han implicado cambios sustanciales. No obstante, se ha instalado con fuerza un lenguaje común y un discurso legitimador que buscaría difundir e introducir en el sistema de educación superior chileno paradigmas, normas, ideas, significados y prácticas del Proceso de Bolonia mediante un proceso de socialización, previo y/o simultáneo a un proceso de adaptación institucional, de manera de generar apoyo y adhesión de los actores nacionales involucrados para acometer cambios y reformas de mayor alcance. Es posible preguntarse si la incorporación no formal de Chile al Proceso de Bolonia puede ser considerada como un caso de colonialismo de políticas o incluso, como un caso de auto colonialismo de políticas.

Descargas

La descarga de datos todavía no está disponible.